sábado, 1 de junio de 2013

¿POR QUE HAY QUE PAGAR?



El portavoz de Facua, Rubén Sánchez, cuestiona que se obligue a pagar el certificado a quien renuncie a poner en valor su vivienda con una nota alta. Sostiene que el sector de la construcción "se ha ido de rositas" cuando ha incumplido sus obligaciones de certificación energética, que ya era obligatoria para edificios de nueva construcción, por lo que no entiende que ahora los propietarios particulares se tendrán que gastar dinero "para decirle a los interesados en la vivienda que tienen la peor certificación energética". Para concluir, "si no quiere ostentar nada sobre la calidad de su vivienda, por qué ha de pagar por ello".


@RodrigoGuarch